P. Edronkin

Consejos de Trekking: ¿Disciplina? (III).




Equipo para la Aventura

Supervivencia

Montañismo y Escalada

Deportes Extremos y Tradicionales

Viajes y turismo

Fotografía y Video

Amistades

Motivación

Liderazgo

Salud Natural

Cursos

Ecología y Jardinería

Subastas

Vehículos

¿Buscando Empleo?

Energía verde

"Es bastante común excederse en la autoconfianza que tenemos. Es bastante común creer que uno ya sabe todo, que no va a pasarnos nada, o que es algo demasiado incómodo tener que controlar el estado de nuestra cuerda de escalada, colocarnos el correspondiente arnés y asegurarnos durante la trepada o la marcha por terrenos peligrosos.

El hecho es que subiendo una montaña somos simplemente hormigas caminando por un jardín empinado, somos como mariposas en un huracán si saltamos en paracaídas, y no nos diferenciamos mucho de una bola de nieve al esquiar.

Es decir, somos muy vulnerables a nuestros propios errores, pues bastará con un simple resbalón para darnos un buen golpe o terminar el día lastimados. Y a veces ocurren cosas aún peores.

Marchando sobre un glaciar, que es por definición hielo con nieve encima o hielo al desnudo ¿quién nos puede asegurar que no resbalaremos?

Si ello sucede, más vale que estemos asegurados.

¿Quién nos puede asegurar que no encontraremos una grieta oculta en nuestro camino? La supervivencia en la montaña, en caso de que ocurra un percance, puede no ser cosa sencilla. A mi me ha sucedido en el Cerro Bolsón, en la Patagonia, precisamente esto hace un par de años, y no llevaba seguro ni cuerda. Nunca está de más asumir las enseñanzas del patriarca Murphy: si algo puede salir mal, va a salir mal.

Mis compañeros de escalada vieron como me hundía en la nieve, y yo me sentí enano por un segundo, hasta percatarme que debajo de mis pies no había nada.

Por suerte no caí, y creo que fue simplemente por casualidad, pues soy bastante liviano de peso. Si hubiera sido un poco más pesado o robusto, hoy no estaría escribiendo esto.

No es cuestión de dramatizar, pero sí advertir. La prudencia siempre nos lleva más lejos y a menor costo.

Desde entonces, aseguro la cordada aunque tengamos que cruzar unos pocos metros de nieve."


El sendero hacia Waldorf - Cerro Bolsón.
Exploradores del Gea durante un alto en la marcha,
transportando componetes de un refugio en
mochilas especialmente preparadas para ello.



El Buscador para los amantes de la vida al Aire Libre © - Andinia.com ©