Don Pablo Edronkin

El refugio de Camp David (Parte iII).



Equipo para la Aventura

Supervivencia

Montañismo y Escalada

Deportes Extremos y Tradicionales

Viajes y turismo

Fotografía y Video

Amistades

Motivación

Liderazgo

Salud Natural

Cursos

Ecología y Jardinería

Subastas

Vehículos

¿Buscando Empleo?

Energía verde

"Sin embargo, es aconsejable reponer el combustible en el refugio. Para ello hace falta transportar la leña desde Waldorf o Los Rizos, puesto que la madera existente en la zona de Camp David no es abundante.

Las noches suelen ser extremadamente frías, incluso durante el verano. El clima debe ser considerado como subpolar, y el equipo que debe emplearse en la zona necesariamente tendrá que ser de buena calidad. Es recomendable emplear colchoneta aislantes y sacos o bolsas de dormir aptos para soportar frío intenso, como los que están confeccionados con Duvet o plumas de ganso.
.

El refugio original de Camp David, cuyos restos están a algunos metros del nuevo.
Otra fotografía del viejo refugio de Camp David, en la que es posible
apreciar, a la derecha, dos de los lagos que se encuentran en la
zona. El clima es subpolar, por lo que no es recomendable
bañarse en ellos. En varias ocasiones hemos visto hielo flotando allí.


Es importante aislarse bien del suelo, frío y húmedo, y compuesto casi exclusivamente por pedregullo, aunque en el perímetro del refugio hemos efectuado una limpieza durante su construcción.

El refugio provee protección básica contra los agentes climáticos, y cuenta con capacidad para unas ocho personas y su equipo, y debe ser dejado en las mismas condiciones en las que se lo encontró, una vez que ya haya sido utilizado.

Un explorador con ropa de Gore-Tex® saliendo del viejo refugio.
Un explorador con vestimenta de Gore Tex saliendo del viejo
refugio. Ropa de abrigo de este tipo, y un buen saco de dormir
son esenciales para sobrevivir una noche de verano en Camp David.


Un hecho interesante de destacar es que mientras efectuábamos la construcción de este refugio, recibimos señales de auxilio de unos montañistas que aparentemente se habían accidentado escalando el Cerro Bolsón.

A pesar de tres días de búsqueda y un posterior aviso a la policía de la cercana ciudad de El Bolsón, no fue posible hallarlos. Lo único que pudimos encontrar de ellos fueron algunas huellas en el lugar del supuesto accidente."

El glaciar de las lágrimas, en el cerro bolsón. Un explorador observa una caverna.
El EXD Emiliano Paredes observa una caverna de hielo al pié
del Glaciar de las Lágrimas Uno de los mayores de la Comarca Andina
del Paralelo 42, pero también uno de los menos conocidos.




El Buscador para los amantes de la vida al Aire Libre © - Andinia.com ©