P. Edronkin

Consejos para mejorar la estrategia de recursos humanos de una organización (XV).



Equipo para la Aventura

Supervivencia

Montañismo y Escalada

Deportes Extremos y Tradicionales

Viajes y turismo

Fotografía y Video

Amistades

Motivación

Liderazgo

Salud Natural

Cursos

Ecología y Jardinería

Subastas

Vehículos

¿Buscando Empleo?

Energía verde

"En el caso de las instituciones de Latinoamérica, los paliativos deben centrarse en dar el ejemplo, sobre todo, desde las posiciones de jerarquía.

No se puede pedir lo que uno mismo no está dispuesto a dar, y está claro que los líderes latinoamericanos, por lo general, no acompañan a la población a la que someten a sus propias desventuras y errores económicos.

Todos se acuerdan de la población a la hora de intentar venderle algo, o bien cuando necesitan de alguna cosa, pero es bastante común que en el mundo, la población no importe demasiado a sus gobernantes fuera de ese contexto.

En una sociedad en la que determinados elementos o mecanismos funcionan mal, un buen paliativo es empezar a demostrar que precisamente se está haciendo lo posible para que la situación cambie.

Si una línea aérea posee aviones muy descuidados y con fama de inseguros, obviamente tendrá que revisar profundamente sus políticas, pero tan sólo con limpiar sus aeronaves, darles una nueva mano de pintura y redercorarlas por dentro, ya se podrá lograr algo.

Los paliativos son, en esencia, mecanismos que funcionan a modo de publicidad, sedante y herramienta para abrir espacios. Sin embargo, su vida útil es limitada, y no se puede más que postergar el problema hasta que sea insostenible si se piensa vivir con paliativos."





El Buscador para los amantes de la vida al Aire Libre © - Andinia.com ©