Paisanos: ¿responsables de la decadencia ecológica de la Patagonia? (XXVI).



Los más populares

Equipo para la Aventura

Supervivencia

Deportes Extremos y Tradicionales

Viajes y turismo

Fotografía y Video

Cursos

Ecología y Jardinería

Subastas

Vehículos

¿Buscando Empleo?

Energía verde

C - Temor a la pérdida de territorio.

El refugio de Nuevo Waldorf se encuentra, según la ley, en terrenos sin propiedad o fiscales. 
Incluso la cabaña Waldorf no pertenece a los paisanos que habitualmente la utilizan, fue construida por un inmigrante hace muchísimos años, sin que se sepa exactamente quien fue esta persona, o como logró sólo mover los pesados troncos que la conforman.

La Patagonia.
A orillas del bosque de Lengas, la cabaña Waldorf.

Si esos terrenos fueran propiedad privada, sus límites deberían estar marcados por alambrados de siete hilos, cosa que no ocurre dirigiéndose hacia la propiedad de los dos paisano más cercanos.

La Patagonia.
Detalle de una de los cimientos a los que
se agarraba uno de los tensores que
constituían la estructura del
refugio de Nuevo Waldorf
Los mismo, pese a ser de cemento,
fueron arrancados de cuajo y destruidos
con evidente saña.

Lo curioso es que sus propiedades no se encuentran correctamente delimitadas en ningún sitio. Ni siquiera en los terrenos de uso efectivo en la práctica. 
Al encontrar una edificación en relativamente cercana a sus propiedades (1 día de camino a pie), pueden haber pensado que esto sentaría un precedente similar al que ellos mismo estaban imponiendo: edificar en un territorio que legalmente no les pertenecía, pero que en la práctica era suyo.

Esto es lo que podría haber atemorizado a uno o más paisanos vecinos, si no estaban dispuestos a aceptar que otras personas hicieran lo mismo que ellos, llevándolos a destruir nuestro refugio. 
Si esto fue así, la infracción hacia la ley es triplemente grave: apropiamiento de terrenos estatales, y destrucción de propiedad privada y evasión de impuestos.





El Buscador para los amantes de la vida al Aire Libre © - Andinia.com ©