El Gea

Algunos modelos de interpretación en Historia (III)

Por Mario González Plata


Los más populares

Equipo para la Aventura

Supervivencia

Deportes Extremos y Tradicionales

Viajes y turismo

Fotografía y Video

Cursos

Ecología y Jardinería

Subastas

Vehículos

¿Buscando Empleo?

Energía verde

La teoría de la historia en su aspecto instrumental con sus diferentes tendencias y enfoques, poco a poco fue influenciada desde aquellos días en que comenzó a tomar cuerpo esa visión copernicana del siglo XVI. Pero no es sino hasta el siglo XIX cuando se constituye como el escenario de debate de los grandes historiadores como Ranke o Humboldt, que se dan a la pesada tarea de vestir a la historia con una etiqueta que dice pomposamente “ciencia”, aunque no deja de ser una marca, un simple signo.
 
Por otro lado y un poco después, otros historiadores etiquetados como idealistas, entre estos; Collingwood, Croce, Bloch, etc. Siempre negaron la posibilidad de aplicar los métodos de la física a la historia, dejando un campo abierto en donde la historia se constituya como ciencia, pero no a la manera en que opera la lógica natural. 
 
Pues bien, el uso o desuso en el discurso de la historia de los métodos de las ciencias duras, seguirá provocando grandes polémicas en tanto no pueda manipularse a conciencia del investigador el comportamiento humano. El restablecer y volver a restablecer la problemática de la historia se presenta como la evidencia más palpable de las fronteras y límites de la llamada racionalidad del hombre, límite que niega los absolutos y a la misma ciencia, pues en el fondo, esta invención antropocéntrica está incapacitada para dar respuesta total sobre la complejidad del hombre.
 
Aunque no sea nada agradable explicar cómo se argumenta en un discurso la aplicación de los métodos de la física a la historia. Ello porque el funcionamiento de la ciencia siempre es el mismo, es hipotético, con reglamentación de teoremas y postulados preconcebidos, lo que nos indica que tenemos que encontrar en el material empírico, los datos y hechos que verifiquen las hipótesis construidas de antemano, Con el fin de imponer criterios de verdad y objetividad. Llámese “operacionalismo lógico”, “principio de falsación” que tiene un recorrido inverso al de verificación, o bien, simbolización matemática. Todos estos conceptos acuñados por la escuela neopositiva; Popper, Lackatos, Husserl y al lado de ellos, Hempel con su “ley inclusiva” desdoblada en los submodelos “nomológico deductivo” y “probabilístico inductivo”.





El Buscador para los amantes de la vida al Aire Libre © - Andinia.com ©