¿Cómo conocer la edad de un árbol? (I)


Clic aquí para contactar al autor
Federico Ferrero

Lecturas sugeridas

La prehistoria del cóctel de frutas

La historia secreta de los vegetales (I)

Los Parques Nacionales, y las islas de naturaleza (I)

La supervivencia de Tiro

¿Qué es la biodiversidad?

Productos y servicios relacionados

Energía verde

Productos ecológicos y de jardinería.

Medicinas naturales y tradicionales

Saber la edad de un árbol es muy útil por muchas razones, entre otras, para saber si el árbol es viejo y, por lo tanto, si su ciclo vital está ya en una fase en la que su relación entre el C02 o dióxido de carbono que almacena o extrae de la atmósfera, y el O2 u oxígeno que libera ya no es positiva.

De acuerdo a esta edad, podremos saber si es necesario o no plantar nuevos ejemplares de determinadas especies de un árbol en una ciudad, por ejemplo, para así mantener la misma libre en alguna medida de tóxicos emitidos a la atmósfera por los automóviles, retener el polvo que causaría muchos problemas de salud, proporcionar sombra, mitigar los ruidos urbanos, dar albergue a otras especies vegetales y animales y demás beneficios que los árboles causan a la humanidad.


Árboles de la Sierra de Guadarrama
Árboles de la Sierra de Guadarrama.

La forma destructiva de averiguar la edad de un árbol implica, lisa y llanamente, cortar y por lo tanto matar el árbol. La otra forma de saberla, menos precisa y más artesanal, y al mismo tiempo más respetuosa con el medio ambiente, implica usar un método comparativo basándonos en conocimientos sobre la edad de otros árboles de la misma especie que ya conozcamos.

La primera de las formas, por tanto, es más exacta, pero mortal: al cortar el árbol, se ve contando sus anillos la edad del árbol, a condición de saber cuál es el ciclo vital de dicho árbol, es decir, cuando en qué época del año cambia o muda su corteza, lo que queda reflejado en cada marca circular de sus anillos de crecimiento. Se puede usar esta técnica sin provocar destrucción premeditada, si se aprovechan cataclismos naturales o artificiales (terremotos, tsunamis, incendios forestales, etc.) para ver los anillos en los tocones de los árboles rotos.



Búsqueda rápida

Videos

Páginas web relacionadas

Foro de Andinia

Normas para la reproducción de este artículo

Otros

Artículos Directorio Tienda Foros

Exploración, naturaleza, deportes y aventura al aire libre en © Andinia.com