De orugas, pingüinos y supervivencia comunitaria (III)


Clic aquí para contactar al autor
Federico Ferrero

Lecturas sugeridas

La necesidad de la motivación para la supervivencia (I)

Tipos de motivación aplicados a la supervivencia (I)

Productos y servicios relacionados

Energía verde

Equipos y provisiones para la aventura

También el ser humano adopta muchas veces esta forma comunitaria de mantener el calor propia de las orugas y los pingüinos, ya sea de forma instintiva cuando se pasa frío en grupo, o de forma consciente en casos de supervivencia, cuando montañistas preparados saben que lo mejor que pueden hace es hacer de sus bolsas o sacos de dormir una sola gran bolsa o saco, para no desperdiciar el calor en situaciones de frío extremo. De la misma forma que sería ridículo que cada montañista llevara una sola tienda de campaña o carpa, es ridículo que en una situación así cada uno acapare su propio calor, pagándola el más débil o el que cuenta con menos equipo.



.
En base a ejemplos como este del reino animal (incluido el humano) bien podríamos decir que la solidaridad, bien entendida, tiene como base y origen las situaciones de supervivencia en la cuales un solo individuo, por sí mismo, no podía enfrentarse victoriosamente a la muerte: debía colaborar con sus congéneres en beneficio del grupo. El liderazgo (la oruga que guía) sería, a su vez, un derivado natural de esta forma de supervivencia comunitaria: el que más sabe, normalmente el más viejo, o el que tiene más experiencia en cuestiones de supervivencia por instinto (la hembra oruga en este caso) o por razón, suele llevar las riendas del grupo cuando otras formas de decisión grupal de tipo democrática (como la de los pingüinos que rotan por instinto) no son posibles.



.

Notas:
[1] A veces se la clasifica bajo el género Traumatocampa. La "procesionaria de los pinos" se conoce también con los siguientes nombres comunes en el territorio español: "piñu-mozorro" (en el País Vasco), "cuc de pi" (en Cataluña), "sirganos" (en Teruel).
[2] Se la encuentra en España (península e islas Baleares), Italia, costa de Grecia, Portugal, Francia, Turquía, Siria, Israel, Líbano, Palestina, Egipto, Túnez, Argelia, Libia, Marruecos, Suiza, Hungría, Bulgaria, y en algunas regiones de Alemania.
[3] De hecho, si por alguna razón la última oruga se separa del resto o muere, en principio las que van adelante se inmovilizan, desorientadas. Aunque es evidente, recordamos que nunca hay que molestar a estos animalitos, ni para comprobar esta teoría ni por ninguna otra razón. Tienen tanto o más derecho que nosotros a vivir.



Búsqueda rápida

Videos

Páginas web relacionadas

Foro de Andinia

Normas para la reproducción de este artículo

Otros

Artículos Directorio Tienda Foros

Exploración, naturaleza, deportes y aventura al aire libre en © Andinia.com