Situación de supervivencia: cuando no hay tiempo para pensar o es imposible


Clic aquí para contactar al autor
Federico Ferrero

Lecturas sugeridas

La distancia a los alimentos como problema de supervivencia

La conducta, la motivación y la autoestima en supervivencia (I)

Normas de seguridad en actividades terrestres al aire libre

Recomendaciones para el cuidado del medio ambiente en actividades al aire libre

Productos y servicios relacionados

Energía verde

Equipos y provisiones para senderismo y excursionismo

Equipo de supervivencia

En la vida normal no nos encontramos con situaciones en las que, con más o menos tiempo, tenemos (o sentimos que tenemos) que optar entre la vida y la muerte...esto es lo que diferencia a una situación de supervivencia de cualquier otra.


Escapando al mal tiempo en la montaña: quedarse hubiera sido empeorar una situacion de supervivencia.

Cuando creemos que podemos morir, el miedo es inevitable, pero el pánico producto del terror puede ser evitado si estamos suficientemente entrenados. Lo normal es que una persona reaccione con un miedo que la paralice (pánico) frente a una situación tal como una inesperada catástrofe natural (terremotos, tsunamis, avalanchas, etc.) o producida por el hombre (atentados terroristas, bombardeos, tiroteos, etc.) y sus consecuencias (incendios, derrumbes, etc.).

Sin embargo, si sabemos dominar ese miedo, puede que este juegue a nuestro favor al paralizarnos (literalmente) unos segundos, evitando que actuemos por impulso (salir corriendo, gritar, desesperarse) y nos de tiempo a analizar y pensar lo suficiente (lo menos posible, lo indispensable) para actuar buscando salvar la vida.

Acá es cuando cobra un inestimable valor el entrenamiento y técnicas de supervivencia, a base de simulacros de evacuación, prácticas simulas lo más realista posible, etc. Porque a veces no habrá tiempo para pensar, sino sólo para actuar casi como un autómata en base a lo aprendido. Lo aprendido debe pasar a ser para nosotros como un acto reflejo. De hecho, un acto motriz automatizado a base de práctica física y mental constante.

De hecho, cualquiera conoce más o menos este sentimiento de bloqueo, al menos si ha pasado por el nerviosismo típico durante un examen, y lo que sabía, pasa a transformarse en “ya no sé nada”. Si se estudió o practicó lo suficiente para saber incluso bajo la situación de estrés que implica el examen, se aprobará, sino no . Y en supervivencia “suspender” o “desaprobar” implica hacerlo para siempre...

Pensar que se va a sobrevivir ante el desastre de una situación de supervivencia sólo porque uno es “fuerte” o porque “sabe más” es simplemente estúpido. Al margen de que el azar juega un papel impredecible, toda conocimiento y fortaleza debe estar incorporado, debe formar parte de nuestro instinto de supervivencia, modificándolo de tal forma que este nos sirva con lo que sabe, sin perjudicarnos con actos irracionales. Esto no sólo requiere aprendizaje, sino tiempo, esfuerzo y perseverancia en la práctica de la supervivencia.



Búsqueda rápida

Videos

Páginas web relacionadas

Foro de Andinia

Normas para la reproducción de este artículo

Otros

Artículos Directorio Tienda Foros

Exploración, naturaleza, deportes y aventura al aire libre en © Andinia.com