La supervivencia urbana empieza por las reparaciones hogareñas

Clic aquí para contactar al autor
Pablo Edronkin

Lecturas sugeridas

Consejos de supervivencia para desastres económicos

Algunas historias de contrabandistas y emprendedores del mercado negro

Cómo usar madera en campamentos y supervivencia

Todas las historias de aventureros y viajeros

El Mercado Negro

¿Es conveniente desarmar a la población civil?

Una posibilidad que no debe descartarse en el estudio de la supervivencia urbana: los gobiernos pueden tornarse en contra de su propia gente

Supervivencia urbana: Saqueos

Productos y servicios

Cosmic Cat - Un juego cósmico y gratuito

Ruleta Americana Gratis

Ruleta Europea Gratis

Jacks or Better Power Poker

Blackjack Gratis

Energía verde

Juegos gratis

Información deportiva y apuestas

Aumente sus ingresos para vivir libremente

Equipos y provisiones para la aventura

Equipos de supervivencia

Saber cómo reparar cosas en el hogar, desde los artefactos electrodomésticos hasta las paredes, los pisos y los techos, aporta importantes ventajas en el entrenamiento para la supervivencia urbana.

Nuestros abuelos podían construir sus propias casas; muchos de nosotros no podemos hacer eso en la actualidad. Mucha gente no puede reparar una cortadora de césped, el motor de su coche o el tendido eléctrico de su hogar. Con el consumismo y la mayor cantidad de bienes la especialización en los trabajos y diversos conocimientos ha llegado a tal punto que si perdemos una llave nos quedamos afuera de la casa, si el coche no arranca tenemos que llamar a un mecánico, necesitamos de un servicio técnico para reparar una puerta, un televisor y casi cualquier elemento que es de nuestra propiedad. Algunas cosas, por supuesto, son demasiado complejas o peligrosas como para andar metiendo los dedos en ellas sin adecuada capacitación - las tuberías de gas, por ejemplo - pero en realidad, casi todo lo que nos tienen que reparar otros en la actualidad o que descartamos cuando no funciona bien, puede ser reparado y refaccionado con nuestras propias manos.

En un garaje promedio de cualquier hogar hasta es posible restaurar un Volkswagen escarabajo, y lo puedo decir porque lo he hecho: A partir de dos viejos autos del correo alemán, comprados cada uno por unos quinientos euros, en medio año yo reconstruí uno de estos vehículos.

Saber cómo reparar cosas y cómo funciona nos puede ayudar a sobrevivir mejor: incluso puede servir para evitar que se produzca una situación de emergencia o supervivencia: en una excursión al medio de la nada, lejos de todo, si se descompone alguna pieza o componente de nuestra 4x4 o camioneta todo terreno, con esos conocimientos podremos evitar encontrarnos en un problema potencialmente muy serio, e incluso podremos detectar que hay una pieza que no está funcionando del todo bien antes de que se produzca el verdadero desperfecto. Estos conocimientos de mecánica, electrónica, etc. nos ayudarán a ahorrar dinero y maximizar recursos cuando resulte difícil renovarlos, con mayores probabilidades de estirar la vida útil de los elementos que de otro modo resultaría imposible conservar: En Cuba, muchos mecánicos hacen auténticos milagros para refaccionar todos esos autos norteamericanos de hace sesenta años para los cuales ya no existen repuestos o piezas de recambio.

Pero por último, debemos mencionar a la que es quizás la mejor ventaja de todas: Reparando nuestros bienes nos tornamos autosuficientes y al consumir menos recursos damos nuestra mano al medio ambiente que tanto nos necesita en estos momentos.



Búsqueda rápida

Videos

Páginas web relacionadas

Libros

Foro de Andinia

Normas para la reproducción de este artículo

Otros

Artículos Directorio Tienda Foros

Exploración, naturaleza, deportes y aventura al aire libre en © Andinia.com